Este primer semestre no ha sido normal, pues un pandemia no nos visita todos los años, gracias a Dios. Sin embargo, hemos sabido sobrellevar este complicado momento, tanto docentes como apoderados, sin perder el rumbo de la educación de quienes más queremos: nuestros niños. Estas imágenes son el reflejo del trabajo realizado.